Control de Calidad

Siempre ha sido uno de nuestros principales objetivos y motivo de nuestro éxito, el severo control de toda la mercancía que utilizamos para la confección de nuestros platos, basados principalmente en carnes de la mejor calidad. Por eso desde hace unos años los productos cárnicos que se utilizan en nuestros restaurantes se recepcionan en un almacén frigorífico propio con sala de despiece, donde se prepara el corte adecuado para el consumo en el restaurante, y se envasan para su transporte en vehículo acondicionado para tal fin.

Dicho almacén está autorizado por los organismos competentes para la actividad que desarrolla, incluso reúne las condiciones para proveer a otros Restaurantes y particulares que estén interesados en consumir el mismo producto que degustan cuando visitan nuestros restaurantes.